La Presión de Sueño

La PRESION DE SUEÑO. Uno de dos elementos fundamentales para entender el sueño de nuestros angelitos, junto con LOS RITMOS CIRCADIANOS.

Los seres humanos producimos una hormona llamada adenosina cuando estamos despiertos. La acumulación de esta hormona en nuestro cuerpo es lo que resulta en esa sensación de “sueño” que nos ayuda, varias hora después a quedarnos dormidos. Digamos que si levantamos en la mañana con niveles muy bajos de adenosina pues venimos de dormir toda la noche, estos niveles subirán y subirán a lo largo del día hasta llevarnos a dormir nuevamente en la noche.

Los bebés, como bien sabemos, no pueden estar despiertos el día entero pues su cuerpo se estresa del cansancio. Sus “ventanas de sueño” son cortas y se van ampliando poco a poco con la edad. El concepto de “presión de sueño” es sumamente importante de entender si queremos lograr tanto buenas siestas como largas noches. Acá vamos.

La Metáfora del Globo de Agua.

Imagina un pequeño globito de agua sin inflar. Al empezar a llenarlo de agua el globo se irá poniendo cada vez más grande y cada vez más duro hasta llegar al momento ideal en donde lo podemos lanzar entre risas a nuestros amigos para disfrutar de unos ricos carnavales. Si el mismo globo lo llenas hasta la mitad o simplemente tres cuartas partes, seguramente no reventará al momento de lanzarlo. Por el contrario si se pasa de  agua el globo reventará mojándote a ti! Lo mismo sucede con la presión de sueño y las ventanas de sueño de nuestros bebés.

Si la ventana de sueño entre siesta y siesta de tu Angelito es de tres horas, pues asegúrate de que durante esas tres horas tu bebé esté en modo “despierto” y no “dormitando” a cada ratito. Asegúrate de cumplir con su ventana de sueño (pero recuerda que estas son RANGOS y que deberás probar tú cuál es el adecuado para tu bebé en particular y también tomar en cuenta su TANQUE DE SUEÑO) y de acostarlo antes de que se “reviente” el globo por mucho cansancio. Es un juego un poco complicado de descifrar pero vale la pena pues luego, al saber el momento “ideal” de tu bebé, se acaban las peleas de antes de dormir y duerme largo y tendido!

Por Qué Si se Duerme Cinco Minutos en el Coche Luego Ya No Quiere Hacer Siesta?

Esta es una de los grandes problemas que nos pueden ocurrir con el sueño de nuestros Angelitos. Cuando su globo de sueño está prácticamente lleno y se encuentra en el coche, carro o incluso tomando leche muy feliz y relajado, estas actividades los arrullan y suelen quedarse dormidos. Lamentablemente, si estábamos camino a casa para empezar la siesta, esto puede significar (así haya dormido solo 5-10 minutos) que al llegar a su cuna ya no quiera seguir durmiendo. A pesar de que una siesta de 10 miserables minutos no es una buena siesta ni lo que ella necesita, es suficiente para que ese globo de sueño que estaba prácticamente lleno, empiece a “chorrear” y al llegar a la cuna, no se encuentre en el punto idóneo para impulsar a tu bebé nuevamente a los “brazos de Morfeo”. Nos quedamos con un bebé cansado pero que se salta su siesta.

Cómo Prevenir Esto?

La mejor idea sería calcular bien tus tiempos para que no te agarren los minutos cercanos a la siesta en la calle pues el movimiento del carro/coche más el ruido del motor/calle sirven para adormecer al bebé con mucha facilidad. Trata de llegar con tiempo a tu casa antes de una siesta o de la hora de acostarlo, así le das tiempo de adaptarse a su casita de nuevo, de hacer una rica rutina de antes de dormir y de acostarse con su globito bien lleno en su cuna (pero que no REVIENTE porque sino tampoco duerme!)

Y Qué Hago Si se Duerme En el Carro?

Si te sucedió que se durmió en el carro yo te recomendaría, de ser posible, continues la siesta ahí mismo durante el mayor rato posible, ya sea dando vueltas a la manzana como serenazgo (ya que algunos bebés incluso se despertarán si apagas el motor) o te estaciones a descansar un poco en un lugar seguro mientras vigilas a tu bebé en su car seat.

RECUERDA QUE LOS BEBÉS NO DEBEN NUNCA DORMIR EN SU CAR SEAT SIN SUPERVISION PUES SUPONE RIESGO DE MUERTE.

Misma idea con el coche. Y si dormita mientras tomaba su leche antes de la siesta pues ya que haga toda la siesta en brazos por esa vez si es que sospechas que al pasarla a su cuna despertará y ya no dormirá. Pero intenta que NO se quede dormida mientras lacta o toma su leche de todas formas posibles, acá ALGUNAS IDEAS.

Espero que te haya quedado más claro el tema de la PRESIÓN DE SUEÑO y por qué es importante llenar ese globito de agua al punto perfecto antes de acostar a nuestros Angelitos, sin dejar que dormiten entre siesta y siesta pero a la vez sin dejar que se canse tanto que reviente de cansancio!

Necesitas Ayuda Para que Tu Angelito Duerma Como Merece?

Visita el curso A DORMIR POR FIN para bebés de 4 meses hasta 4 años, y el curso RECIEN NACIDOS GO para todas aquellas mamis con bebés de 0 – 12 semanas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba